Preparación: < 5 min   Cocción: 10 min   Dificultad: 1/5  Coste: < 1 €

Aprovechando que es sábado os propongo un picoteo rápido con el que vais a alucinar, la receta perfecta para cuando se presentan invitados a cenar y te pillan sin croquetas en el congelador, pues esta cebolla frita estilo hindú o bhaji de cebolla se prepara en menos tiempo de lo que vas a tardar ahora en leer cómo se hace.

Ingredientes

  • Cebolla, 1 grande
  • Huevo, 1
  • Yogur griego sin azúcar, 1 (125 g)
  • Chile o cayena en polvo, 1 cucharadita (*)
  • Sal, ½ cucharadita
  • Curry en polvo, 1 cucharada
  • Zumo de limón, 1 cucharada aprox
  • Harina de garbanzo, 90 g (**)
  • Aceite para freír

(*) Si no os gusta el picante, podéis poner pimentón dulce.

(**) Si no tenéis harina de garbanzo, podéis usar pan rallado muy fino.

Preparación de la Cebolla frita estilo hindú

  1. Pelamos la cebolla, la cortamos en tiras de unos 3 o 4 cm e largo y la reservamos.
  2. En un bol ponemos el huevo, el yogur griego, el chile en polvo, la sal, el curry y el zumo de limón. Mezclamos hasta que quede homogéneo.
  3. Añadimos la harina de garbanzo, mezclamos ligeramente y añadimos la cebolla troceada.
  4. Mezclamos bien procurando que las tiras de cebolla se pringuen con la pasta. Os parecerá que es demasiada cebolla y poca pasta, pero así es como debe ser, pues se trata de que la cebolla sea la protagonista.
  5. Ponemos a calentar abundante aceite en un cazo o freidora y vamos friendo cucharadas de la mezcla -para que el aceite no pierda temperatura y nuestra cebolla no quede aceitosa es conveniente esperar unos 10 segundos antes de echar la siguiente cucharada-. Cuando veamos que están dorados les damos la vuelta para que se doren por el otro lado y, cuando lo estén, los sacamos a un escurridor para que suelten el exceso de aceite.

Cebolla frita

Resultado

Os aviso que estos bhaji de cebolla o cebolla frita estilo hindú son adictivos, porque entre el sabor de las especias con ese ligero toque picantito, y el contraste de la textura tierna de la cebolla y el crujiente de la masa que la envuelve, desaparecerán de la mesa en un abrir y cerrar de ojos.

Te puede interesar
2 de 11